Incapacitaciones

Incapacitaciones

El juez determinará el alcance de la incapacitación, que podrá ser total o parcial, el régimen tutelar al que quedará sujeto el incapacitado ( tutela o curatela) y, en determinados casos, quién será la persona que ostentará el cargo de tutor.

Cuando una persona no puede  gobernarse por si misma, los actos que realice gozarán de la presunción de validez, salvo que se obtenga un pronunciamiento judicial que fije qué grado de autonomía de dicha persona debe ser protegido por una persona que vele por sus intereses, el tutor.

Es, por tanto, un mecanismo legal de protección del sujeto desvalido de capacidad de autogobierno,  para evitar posibles abusos de terceros, y adoptar en nombre del sujeto cuya incapacidad se hace necesaria, las decisiones mejores para su cuidado. Cuando el sujeto se encuentra muy protegido en el entorno familiar y aparentemente no se hace necesaria la petición judicial de incapacitación, deben tenerse presente situaciones de protección jurídica. frente a posibles disposiciones testamentarias,  o para protección del patrimonio del sujeto, o incluso de sus herederos y a veces por simples, pero convincentes razones de optimización fiscal.

El procedimiento de incapacitación judicial  puede ser complejo  y por tanto es conveniente que lo gestione un equipo de letrados, procuradores. 

En cuanto al precio, se efectuará una valoración de la dificultad del proceso para realizar el presupuesto.

MAS INFORMACIÓN